Rutina ‘

 

_MG_8449.jpg
Caballeros, Punta Hermosa (Lima- Perú)

Se levanta golpe de 7 o un poco antes en las mañanas, dependiendo la hora que tiene que partir para ir a estudiar. Se pone lo primero que encuentra, desayuna poco o nada, el apetito no es mucho al alba, toma sus anti depresivos. Maneja en promedio una hora hasta el destino. Llega a sus clases, acaba generalmente temprano. A veces sale cansada, a veces no. A veces almuerza fuera, a veces no. A veces se queda por la zona para hacer algunos recados. Vuelve a su casa generalmente a las tres, a esa hora almuerza. Hace sus quehaceres, no le gusta dejar nada a último momento. Termina, fuma un cigarro, de hecho fuma mas de lo que quisiera, es la ansiedad tanta que no la deja en paz. Intenta relajarse, enciende el televisor, nada que ver, no es muy afanosa de las series o películas contemporáneas. La apaga. Toma la computadora, escribe, quisiera escribir mas, abre el documento del libro que esta escribiendo, no se inspira, lo cierra. Intenta en cualquier espacio leer, pero es tanta la carga de cosas por hacer que le impide dedicarle el tiempo que desea. Sale de su casa, merodea por el barrio, visita un par de amigos. Golpe de 7.30 vuelve, sale a hacer deporte, es lo único que logra de alguna manera calmar esa ansiedad que la atormenta. Llega a su causa exhausta, se baña, toma sus pastillas. En el lapso de tiempo en el que logra conciliar el sueño piensa desmedidamente en la sociedad absurda e injusta que la rodea, en el sistema, en que quizás no nació en la época correcta, en que muy pocos la entienden y que proviene de otro planeta. Se duerme profundamente hasta el día siguiente para repetir aquella rutina que por momentos disfruta pero al mismo tiempo la agota. La agota mas que todo por los pensamientos desmedidos que atormentan su mente. Y todas las semanas son básicamente  iguales, aunque últimamente busca romper con aquella vida sistemática de robot y hacer cosas diferentes.

Los fines de semanas sucede básicamente lo mismo, sale un día , pero nunca entiende la banalidad ni el sentido de esas noches efímeras y al día  siguiente es un ser que repudia lo que fue. Un ser que se deprime mas de la cuenta y que detesta dejarse absorber por aquel círculo  vicioso. Piensa constantemente que no esta en su lugar, que su vida debería unos 180 grados, que quisiera dejar su país, corrupto, injusto, y lleno de prensa amarillista y noticias lamentables. Sin embargo, por ahora entiende que le toca estar acá, pero sabe con seguridad que más adelante saldrá  de aquello que considera una jaula.

A veces esta bien, a veces esta mal, a veces se apega mucho al pasado y lo recuerda con tristeza y en ciertas ocasiones con felicidad. Su vida ha cambiado, ella ha cambiado, no es la misma. Ha adquirido otra sensibilidad, otros ojos para ver a su alrededor y apreciar lo que la rodea. Su grupo de amigos se va ajustando y reduciendo, pero va descubriendo personas que van en serio. De su vida salen y entran muchos, y de todos aprende, aunque más de uno esté  sólo de pasada y la lastimen más de la cuenta . Es más feliz de lo que era antes, pero aún queda mucho por hacer, lograr, alcanzar y sobre todo controlar  aquellas emociones que muchas veces desbordan por todos lados. Odia la rutina, odia sentirse parte del montón, pero en el fondo sabe que no lo es, en el fondo sabe que tiene las cosas claras, donde quiere y donde no quiere estar. Simplemente debe detenerse a pensar y realmente empezar a hacer todo aquello que desea o evitar a como de lugar aquello que repudia. No desconfía de sus capacidades, por más de que se considere un sube y baja de emociones y tenga una mente demasiado pensante. Es una persona más dentro de miles, una con su propio mundo, una con sus propias vivencias y experiencias. Logrará lo que se propone, pero es cuestión de tiempo, todo siempre lo es y llega cuando tiene que, en el momento preciso y tal vez menos esperado.

Advertisements

4 thoughts on “Rutina ‘

  1. tengo una hija, que aunque no tiene depresiones ni nada de eso, gracias a Dios , si tiene muy claro lo que quiere y con quien quiere pasar sus ratos libres cuando no esta estudiando, se habla y se trata con cualquier persona , pero no enseña sus cartas de la vida.
    No creo que eso sea un problema, al contrario estas persopersonas a mi parecer son de una fuerza de superación impresionante , aún así creo que se machacan mucho mentalmente, y no debieran.
    Un saludo

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: